sábado, 14 de mayo de 2016

San 15M



Mañana es San 15M. Muchos opinan, como les han ordenado opinar, que se trata de un circo organizado por perroflautas desocupados que quieren vivir del gobierno mientras se hacen rastas, no se lavan y tal vez follen entre ellos más que tú, que te esfuerzas en llevar una vida correcta, sensata y en suma, llena de sentido común. Los que se encuentran inseguros viven en la polarización, en un pequeño mundo paranoide en el que o estás conmigo sin cuestionar nada o eres el enemigo. Eso no es vivir, aunque no lo sepan. Pero el 15M es algo más, algo que plantarle en la cara a todos aquellos viejos prematuros que dicen que antes todo era mejor. Y una mierda. Antes, por ejemplo, no estaba el 15M. Antes, por ejemplo, no sabíamos que si protestas, con o sin ley mordaza, ganas. Claro que lo que ellos no sabían es que estamos acostumbrados a las mordazas (ver imagen) y que llevamos tiempo quitándonoslas, porque hecha la mordaza, inventadas unas tijeras de su tamaño. Insisto, si protestas ganas. si vuelves a protestar, vuelves a ganar. Si no protestas pierdes, pierdes siempre. Por eso mañana debemos celebrar San 15M. No necesitamos rezar, nos basta con pensar y hablar. Nos vemos en las plazas.

(El texto de arriba es de Eduardo Galeano y los de abajo va a ser los vuestros en relación con lo que se ha dicho o visto aquí... o fuera)

1 comentario:

bragaomeano dijo...

Lo de que follen más que los que llevamos una vida ordenada y encima gratis, no lo podemos soportar, al calabozo con ellos, por supuesto por Dios y por España. No obstante, me resulto muy grato, ver que el sentido crítico existe en este movimiento, al ver como silbaban al hijo de un alto funcionario del Estado, que con su partido, intentó apropiarse de este aire de rebeldía y libertad de la ciudadanía. Larga vida al rock and roll y al heavy metal.