martes, 9 de marzo de 2010

PostSecret

Hace unos años, Esteban me enseñó esta web: PostSecret
La idea es muy simple. Frank Warren la puso en marcha repartiendo postales en blanco para que la gente escribiera en ellas anónimamente un secreto que no le hubieran contado a nadie. La dirección a la que iban dirigidas era y sigue siendo:


PostSecret

13345 Copper Ridge Rd

Germantown, Maryland

20874-3454

EE.UU.


Las instrucciones eran:

Sea breve

Sea legible

Sea creativo


Ésta es la traducción de algunas de ellas que queda coja sin la imagen de la postal:
  • Cuando mi marido llega a casa borracho y pierde el conocimiento, robo dinero de su cartera.
  • A veces, en medio de la noche, me despierto y siento que voy a llorar sin control porque estoy aterrorizado por si pierdo el trabajo. No puedo decírselo a mi mujer porque no quiero asustarla.
  • Tengo el número de un programa de prevención del suicidio en mi móvil con el nombre de “Erin”.
  • Mi madre me puso a dieta por primera vez cuando tenía seis años.
  • A veces echo de menos la cárcel.
  • La verdad es... que no me gusta el sexo.
  • Mi abuela solía enviarme postales como ésta (en blanco y franqueadas) para que pudiera escribirle. Murió hace siete años, y acabo de encontrar esta postal en el desván. Lo siento abuela... Debería haberte escrito más.
  • Derrocho el material de oficina porque odio a mi jefe.
  • Ha estado en prisión dos años por lo que yo hice. Y le quedan 9.
  • Dios, Dios, Dios. Soy la esposa de un pastor baptista del sur. Nadie sabe que no creo en Dios.
El ejercicio está claro: Enviar cada uno nuestra postal a Maryland o dejar un secreto en los comentarios de forma anónima.

16 comentarios:

Anónimo dijo...

El cotilleo a mi vecino, es un placer común que compartimos.

Anónimo dijo...

cada vez siento menos placer con el sexo, aunque mi mujer me facilita no sentirlos porque casi nunca lo hacemos.

Anónimo dijo...

cuando me quedo solo en casa me mato a pajas y estoy casado.

Anónimo dijo...

El futuro me aterra. Cuando pienso en el, sudo frio

Anónimo dijo...

Mi padre y mi mujer me maltratan psicologicamente, me siento como una pelota de ping-pong.

Anónimo dijo...

Soy muy macho, pero siento que cuando me meto el dedo en el culo siento placer y me tienta el sexo anal.

Anónimo dijo...

A veces lloro y no se porque.

Anónimo dijo...

Después de masturbarme me siento culpable y pienso que me va a pasar algo malo. Y pasan cosa malas.

Anónimo dijo...

He dicho a la gente que estoy estudiando en la universidad, pero me paso las tardes en un locutorio.

MªJose.
(Uy!Perdón. Olvidé que eran anónimos ).

Anónimo dijo...

Hace algún tiempo dejaron de interesarme los secretos, pero no se lo he dicho a nadie.

Tampoco me gustan los juegos de palabras.

Ne firmar como anónimo.

clau dijo...

Creerme inmortal me hace morirme de miedo.

Anónimo dijo...

Hoy te he hecho un entierro privado y un bonito funeral. Ésta es la última vez que me acuerdo de ti. Nada que hagas o digas podrá devolverte a mi vida.
Porque tú lo vales.

Anónimo dijo...

¿Quién nunca a ti se volvió,
ni quién osa hablarme así,
ni qué se me importa a mí
que me conozcas o no?

David Ruiz dijo...

Los Reyes Magos y el ratoncito Pérez existen pero los padres los encubren.

- - - - -

Físicamente me estuve chupando el dedo hasta los diez años. Espiritualmente aún me lo chupo.

- - - - -

Puede que sea un capullo rencoroso incapaz de recuperar descartes. Tal vez aún siga siendo una puta, pero nunca más voy a poner la cama.

Anónimo dijo...

Hace tiempo unos amigos me liaron para hacer una fiesta en casa y los dejé a todos esperando en la puerta.
Y me fuí de cañas con mi hermana, que me apetecía más...

lorenz dijo...

Me encanta, en los día de lluvia intensa, observar, desde un lugar resguardado, como se mojan las personas que no llevan paraguas.